Menú principal

Edades del Producto - Publicidad y MarketingNo es lo mismo anunciar Coca Cola, que la nueva bebida de la misma multinacional llamada Zico. ¿Cómo? ¿Todavía no conoces Zico la nueva bebida de agua de coco de Coca Cola y que sólo se vende en algunos países del mundo, entre ellos España?

Obviamente tu marca, tus productos, no requieren el mismo tratamiento en todos los momentos de su vida. Lo que parece una obviedad, como pasa en el caso de Coca Cola y Zico, a veces no se tiene debidamente en cuenta.

No cometamos el error de perder de vista la edad de nuestro producto. Debemos ver si nuestro producto es un bebé o un abuelito, y saber qué posición ocupa en el mercado, ¿es una estrella popular o un ciudadano anónimo? También puede ser que nuestro producto sea tan nuevo complejo que necesite unos esfuerzos superiores que otro más simple.

Veamos varias campañas publicitarias que puede necesitar nuestro producto:

  • Etapa de Lanzamiento, promoción o estreno: Es el momento de presentar al gran público nuestro nuevo producto, proponer su consumo. Si nuestro producto es la renovación de otro ya conocido la tarea será más sencilla, pero puede ocurrir que sea algo totalmente nuevo (que no ocurre en muchos casos) y que requiera más esfuerzo.

Este momento es sumamente importante pues necesitamos llegar lo más rápidamente posible a la mayor cantidad de público objetivo posible. Puede que hayamos introducido en el mercado un producto que puede cambiar la vida de muchos consumidores pero que desaparezca porque no hemos sido capaces de introducirlo suficientemente rápido, porque no hayamos podido situarlo antes de que los gastos de producción o distribución nos superen.

Esta será la etapa de mayor gasto publicitario de la vida de un producto y donde mayor número de medios utilizaremos. No debemos esperar a que funcione el “boca a boca”, necesitamos un proceso más amplio que incendie la mecha de la curiosidad y del conocimiento de nuestros productos.

  • Publicidad educativa: Es posible que nuestro producto sea tan nuevo y diferente que requiera un aprendizaje para el usuario, enseñarle cómo utilizarlo correctamente, recomendar cómo sacarle el máximo partido o diferentes formas de consumo.
  • Publicidad informativa: No es lo mismo que vendamos botellas de agua que productos financieros, es posible que en estos últimos el consumidor necesite más información para su consumo tomar la decisión de compra, pare ello podemos utilizar la publicidad informativa. En este tipo de publicidad daremos datos sobre lo que anunciamos, sus características, formas y posibilidades de uso, beneficios…
  • Publicidad de mantenimiento o continuidad: Si lo hacemos bien nuestro producto ya habrá conseguido la notoriedad demanda esperada, estará compitiendo con el resto de marcas y necesita mantener su imagen y recordar al gran público sus beneficios y calidad, además de mantener el contacto con la masa de consumidores.

Se puede realizar modificando la campaña de lanzamiento, continuándola o utilizando los mismos personajes. También se podrá realizar con una producción totalmente nueva que refuerce nuestros puntos débiles o aproveche los fuertes. Su coste será inferior al de la campaña de lanzamiento pues buscaremos más a nuestro público objetivo, que tendremos más definido.

  • Publicidad directa: Es posible que observemos que nuestro producto requiera un contacto más directo con el público, que nos sirva para obtener información, plantearle sugerencias o sencillamente permitir que un grupo de consumidores pueda probar nuestro producto para llegar a sus casas. Normalmente estas campañas de publicidad directa se apoyan en los medios tradicionales de comunicación, además de teléfono, correo electrónico y personal comercial.
  • Publicidad promocional: La realizaremos en el caso de que observemos que las ofertas o regalos tienen gran influencia en los consumidores de nuestro producto. El precio o el obsequio se convierten en los protagonistas de nuestra publicidad.

Un dato: Recuerda, la clave para cualquier campaña de publicidad es conocer bien a tu potencial cliente (motivaciones, hábitos, edad…). A partir de ahí podremos elegir bien los medios de comunicación adecuados.

Un consejo: La publicidad de lanzamiento puede ser la más importante en la vida de un producto, conozca sus posibilidades y no escatime. Ahorrarnos parte de la inversión puede hacer que nuestro producto no arranque con la vitalidad necesaria y que su desarrollo sea mucho más lento.

Actualidad: BMW ha sido uno de los grandes ganadores de los Juego Olímpicos de Londres logrando introducir varios Minis a escala 1:4 en el estadio olímpico durante las pruebas de atletismo. Los Minis, controlados por radio, se ocupaban de recoger los discos, jabalinas, martillos, pesos… para llevarlos hasta la zona de lanzamiento. De esta forma Mini ha conseguido hacerse más cercano a los espectadores de los juegos.

El resbalón publicitario: H&M ha recibido multitud de quejas de la Advertising Standards Authority por su última campaña de verano por ser degradante para las mujeres y no apta para ser vista por los más pequeños. Las poses de sus modelos en bikini parecían tener connotaciones sexuales. H&M ha declarado tomar en consideración las quejas de sus clientes.

Más Publicidad y Marketing en...